30 de agosto de 2016

Déjame oír tu canto

Silencio, escucha, imagina que vas por un bosque de inmensos árboles y lo único que tienes que hacer es respirar, sólo eso,... y descubrir los sonidos del bosque,..., el murmurar del arroyo, el sonido del viento al golpear los árboles y sus hojas, una rama seca que cae sobre un zarzal, las gotas de rocío que caen desde lo más alto de la copa de los árboles golpeando las ramitas del suelo, el canto de las aves, el zumbir de los insectos, el croar de las ranas, el suave baile de las lavandas agitadas por el viento,... y solo tenemos que hacer una cosa, respirar...  
 Déjame que respire contigo, párate conmigo en el camino y respira....
Porque, lo más preciado que tenemos en esta vida es eso... nuestra respiración, porque sin ella no duraríamos ni tres minutos, y demasiado a menudo, las prisas nos envuelven y nos olvidamos de eso precisamente de eso, de respirar, ..., porque nunca sabemos cuándo será la última respiración...


Feliz martes soletes...



1 comentario:

  1. Preciosa tu leyenda, me encanta y a la vez admirar este bonito neceser.
    Besos guapa.
    Chary :)

    ResponderEliminar

Artículos en mi Tienda

LinkWithin

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...