Gracias por estar ahí...

1 de marzo de 2015

Con un aire retro...





Para celebrar la vuelta al cole en Enero, y como había pasado todas las Navidades sin coser, tenía la necesidad imperiosa de hacerme un bolso. Lo mío con los bolsos es como la que va a la pelu a cambiar de look, ..., cualquier oportunidad es buena para hacerme un bolso y salir de estreno. El caso, es que me hice un bolso chulo chulo, con un aire muy francés y unas telas japonesas, muy muy cucas :)) una combinación que al final resultó bastante bien  (viva la modestia :)


Sin embargo, tenía que tener varios requisitos. Primero, debía tener unos grandes bolsillos laterales. Soy muy buena perdiendo las llaves, (como dicen los psicólogos hay que hablar en positivo),  así que necesitaba algo que me lo dificultase un poco, con unos bolsillos, de aquí te pillo aquí te guardo, pues las llaves las tendría siempre más a mano. Y como son bastante profundos, pues no se corre el riesgo de que se caigan.





Segundo requisito. Tenía que tener un bolsillo específico para guardar el Ipad. Alguna que otra vez me lo he dejado en clase y he tenido que volver a por él :))) Con este bolsillo eso se evitaba, porque era el primer sitio donde mirar según cruzo el umbral de la puerta :)

Tercero. Como ya os he dicho, se me da bastante bien no encontrar las cosas cuando más las necesito,..., siempre que hay un bolso con dos separaciones siempre suele estar lo que buscas en la otra separación, o en mi caso, seguro está debajo, entre separador y separador, que ya es difícil pero a mi me pasa. Qué hice? pues coser el bolsillo central a la costura de la base y al forro y así me evitaba, que se escondiesen las cosas debajo "entre bolsillo" y bolsillo :)

Cuarto. Tenía que ser de cierre con cremallera superior, porque mi marido me dice que siempre llevo el bolso abierto y algún día se me va a perder algo, qué gracioso él, si lo que no sabe es que yo no necesito que el bolso esté abierto para que se me pierdan las cosas ;) El caso, es que le puse cremallera pero no me gustaba que se quedase cerrada justo al mismo nivel que el panel exterior así que la cosí, pero al forro, y así no se notaba la costura por el exterior.

Quinto. Asa ajustable y extensible con cierres giratorios.

Sexto. Un bolsillo interior con separadores, pero solo en el exterior, no quería nada que impidiese los libros en el interior.

Séptimo. Algo de acolchado a mano, para templar los nervios después de unas Navidades con los fierecillas en casa.





Así que con todos los requisitos cumplidos, solo me quedaba salir de paseo a sacarle unas fotos chulis chulis (lo siento Nanny, peeeero es que hacía un día estupendo y había que disfrutarlo)


 














Y con estas vistas de Cabo de Palos y la Manga del Mar menor vista desde la zona del faro, os dejo y os deseo que paséis feliz semana.



24 de febrero de 2015

Érase una vez... con un final feliz

Déjame que te cuente un cuento...

Érase que se era, en una lejana comarca, hace muchas, muchas lunas, existió un reino cuyas tierras eran muy ricas en minerales y piedras preciosas... Cautivado por la riqueza de este país, un gigante de fuego sometió a sus habitantes obligándoles a trabajar para extraer de las entrañas de la montaña tan codiciadas rocas ...


Asustados por la ferocidad de aquel dragón de garganta de fuego, los habitantes de aquel reino vivían tristes, los niños ya no jugaban en las calles, ya no se oían sus risas, ni tampoco los nanas de las mamás a sus bebés, ... todos trabajaban, todos buscaban minerales, todos estaban aterrados y muy preocupados por contentar al dragón para no desatar su furia de fuego...


Mientras tanto, cada noche, la bella princesa se asomaba a la torre más alta del castillo, y mientras contemplaba el negro cielo estrellado, pedía a las astros que fuesen liberados de esa terrible criatura, que no les dejaba vivir...


Muchas lunas pasaron, hasta que llegó a oídos de un caballero las malvadas atrocidades que el dragón estaba cometiendo con los habitantes de aquel pequeño reino. El caballero, que no era ni alto, ni bajo, ni gordo ni flaco, ni rubio ni pelirrojo, ... Lo que sí era, era de gran valentía y más grande corazón. Y así fue, como después de un largo meditar, se armó de coraje e ímpetu, ensilló su caballo y puso rumbo a ese lejano país....

Vastas llanuras atravesó, frondosos bosques de ricos frutales, fríos parajes de escarpadas montañas,...,



 largo y duro fue el camino, hasta que al final, se encontró cara a cara con la temida bestia. Comprobó por sí mismo, la crueldad de sus ojos en los que se vislumbraba en realidad, el reflejo de un asustado y solitario corazón. Comprobó la fuerza de sus patas, cuyas afiladas garras podrían partir el acero mejor forjado...





Una lucha mortal se libró aquella sombría y oscura tarde, hasta que al final el caballero comprendió que ni el brazo más poderoso, ni el acero mejor forjado, ni tan si quiera la fuerza y el arrojo de cien ejércitos, podrían derrotar a aquel despiadado animal, ...,

 la verdadera batalla, si de verdad quería vencer al dragón, tendría que hacerlo ganándose su corazón... Entonces, solo entonces, podrían vivir tranquilos y ser felices...




Y así fue, como el caballero Jose Antonio pudo vencer al dragón, 
no con el brazo sino con el corazón... 

Espero que a la princesa Begoña, no le falte nunca un caballero así para poder defenderla de malvados y fieros dragones.

Have no fear, Jose Antonio is here,... No tengas miedo, Jose Antonio está aquí....

Ojalá, que al caballero de su cuento, le haya gustado el cojín tanto como a mi el hacerlo.

20 de enero de 2015

Marilyn, de mujer fatal a muñeca rota

Querida por muchos, envidiada por otros, lo que está claro es que no dejaba indiferente a nadie... Tan polémicas eran sus apariciones en público como sus declaraciones


“Soy egoísta, impaciente y un poco insegura. Cometo errores, pierdo el control y a veces soy difícil de lidiar, pero si no puedes lidiar conmigo en mi peor momento, definitivamente no me mereces en el mejor”

"¿No cree que deberíamos tener un hijo juntos para que tuviera mi físico y su inteligencia?" (en una conversación con Albert Einstein)
      "En Hollywood te pueden pagar 1.000 dólares por un beso, pero sólo 50 centavos por tu alma"

 “El hombre tiene que estimular el ánimo y el espíritu de la mujer para hacer el sexo interesante. El verdadero amante es el hombre que la emociona al tocarle la cabeza, sonreír o mirarla a los ojos.”
 No es cierto que no tuviese nada puesto. Tenía puesta la radio. (Respuesta sobre su desnudo en la revista Playboy)”
“ Me gusta estar totalmente vestida, o si no totalmente desnuda. No me gustan las medias tintas.
 “Si hubiera seguido las reglas no hubiera llegado a ningún lado”
“ El sexo forma parte de la naturaleza. Y yo me llevo de maravilla con la naturaleza.
 “ Los maridos no son nunca amantes tan maravillosos como cuando están traicionando a su mujer.”
 “No me importa vivir en un mundo de hombres, siempre que pueda ser una mujer en él.”

 Es mejor estar sola que infeliz con alguien.”


 No quiero hacer dinero. Yo sólo quiero ser maravillosa.”
 “El amor no necesita ser perfecto, solo necesita ser verdadero.”
Y con mi particular Marilyn me despido, dándole las gracias a Dami Ruiz por el curso tan interesante y por el día tan fantástico que pasamos haciendo este curso.


Artículos en mi Tienda

LinkWithin

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...